Antecedentes

Pandemia, COVID-19, Coronavirus, confinamiento, mascarillas, etc. Nuestro
vocabulario se ha visto enriquecido en este último año y no porque hayamos querido, sino
porque nos hemos visto obligados a adquirir cierta información para preservar nuestra
salud.

El virus COVID-19, o Coronavirus, se originó en el continente asiático, en China,
concretamente en la ciudad de Wuhan, en un mercado de alimentos en la ciudad de Hubei.
La noticia salía a la luz pero no con el conocimiento que actualmente se tiene. Fue tratado
como un brote de neumonía en una zona en concreto. Las autoridades sanitarias
empezaron a preocuparse cuando iniciaron los tratamientos pertinentes para curar una
neumonía y los síntomas no solo no desaparecían sino que se desarrollaban otros distintos.

Era 2 de enero de 2020 cuando China reportaba 41 casos de coronavirus que habían sido
hospitalizados, de los cuáles un paciente había muerto debido a patologías respiratorias
preexistentes. Para el 12 de enero de 2020, no se conocían más casos del virus, por lo que
las autoridades chinas creían haber erradicado el foco del virus en aquel mercado de
alimentos. Tan solo diez días después los casos, de un virus que aún no sabían como se
contagiaba, habían aumentado hasta 571 de 25 provincias diferentes de toda China.
Se decidió realizar un estudio según el Modelo de Enfermedades Infectocontagiosas del
Centro de Colaboración de la OMS y la proyección calculaba 4.000 posibles contagios,
llegando incluso a los 10.000.

A partir de ahí el número de casos fue creciendo exponencialmente y para el 30 de enero
ya se habían reportado 9.692 casos y 90 casos diferentes en países de Asia, Europa,
América del Norte y África.

El 11 de marzo, con 118.000 casos diagnosticados entre 114 y países y con 4.291 personas
fallecidas, la OMS declara que el brote de la enfermedad del Coronavirus es considerado
una pandemia.

En España, como en el resto del mundo, la información llegaba muy lenta en proporción
a lo rápido que se contagiaba el virus. Tratado desde el principio como un nuevo tipo de
gripe, desde las autoridades se llamo a la calma de la ciudadanía.

El primer caso diagnosticado en nuestro país fue el 31 de enero de 2020. Un turista alemán
presentaba síntomas y había sido hospitalizado y aislado en el Hospital de Nuestra Señora
de Guadalupe en la isla de La Gomera. El segundo caso fue diagnosticado el 10 de febrero
en un paciente británico residente en Palma de Mallorca, infectado por un compatriota
suyo contagiado en un viaje a Singapur.

Infodemia y COVID-19

No sólo el virus se expande exponencialmente, también las mentiras que lo rodean; 5G,
laboratorios secretos y remedios mágicos son algunos de los ejemplos de “Fake news”
que se han ido desarrollando a lo largo de la pandemia. Este fenómeno exacerbó el
impacto del COVID-19 de forma global a través de la difusión de diferentes rumores,
teorías de la conspiración y noticias falsas.

Incentivado por el ansia de información y la gran preocupación existente, la
desinformación ha jugado un papel importante en nuestra forma de informarnos en los
últimos meses. En un ambiente informativo plagado de medias verdades, fuentes
inciertas y meras invenciones, ha sido realmente complicado poder resolver las dudas y
aclarar preocupaciones. Y es que desde el inicio de la pandemia hemos estado
expuestos a multitud de estas informaciones tóxicas. En este sentido algunos expertos
aseguran que los grupos de conspiración preexistentes se subieron al tren de la COVID19 y adaptaron sus teorías a la pandemia, para argumentar así que el virus justifica y
prueba sus afirmaciones.

Generalmente las Fake News se encuentran en RRSS, un medio de información que ha
perdido mucha credibilidad y que es considerado cada vez más como una fuente no
veraz y que falsea la información. Sus creadores comparten las mentiras con el
objetivo de ganar dinero con la publicidad o convencer de algo. La red sin duda ayuda
a garantizar la libertad de expresión, pero cada vez somos más conscientes del peligro
de las campañas de desinformación y la facilidad de viralizarlas sin que estas pasen
ningún tipo de verificación.

Para combatir estas campañas Google ha puesto en
marcha una SOS Alert, juntamente con la OMS. Esta permite a los usuarios acceder
rápidamente a información esencial y de fuentes oficiales cuando buscan palabras que
hagan referencia al SARS-CoV-2, sin salir del buscador.

Cuando los usuarios buscan
conceptos relacionados con el coronavirus en plataformas como Twitter y Facebook,
estas los animan a consultar información de la OMS o del gobierno local sobre la
enfermedad. WhatsApp por su parte limitó el número de chats al que puede reenviarse
un mensaje.

Podemos sacar en claro de esta batalla contra la desinformación que el objetivo por el
que se lucha esta muy definido: que los ciudadanos estén bien informados y así puedan
resolver problemas y lograr mejoras de manera democrática.

Coronavirus en la actualidad

Tras más de un año conviviendo con el Coronavirus los datos nos muestran que un total
de 89.644.299 personas han sido diagnosticadas con SARS-CoV-2 y de las cuales
1.926.737 personas han fallecido a causa de esta pandemia. Centrándonos en España los
casos diagnosticados ascienden a 2.050.360 personas, los fallecidos llegan hasta las
51.874 personas según fuentes oficiales. Europa registra 28.236.667 personas
diagnosticadas con COVID-19 y de las cuales 610.238 personas han fallecido.

Los cinco países con más casos diagnosticados son Estados Unidos con 22.137.931, India
con 10.450.284, Brasil con 8.075.998, Rusia con 3.344.175 y Reino Unido con 3.026.342.


Estos cinco países son a su vez los cinco países con más muertos en esta pandemia, solo
que en este caso cambia su orden. En primer lugar tenemos a Estados Unidos con un total
de 372.508 personas fallecidas, luego vendría Brasil con 202.631 personas, India con
150.999, Reino Unido con 81.000 y por último Rusia con 60.523 personas.

En cuanto a las vacunas a día de hoy hay dos vacunas que sobresalen por encima de las
demás, que son la vacuna de Pfizer y la vacuna de Moderna ambas con una eficacia del
90%. Con menos eficacia se sitúan también la vacuna rusa Sputnik V y la vacuna china
Sinopharm. Países como Estados Unidos, Reino Unido, Rusia, China, Alemania, Israel y
España ya han comenzado sus vacunaciones masivas contra el Coronavirus.


Con el hallazgo de las dos nuevas cepas de coronavirus, la cepa de Reino Unido y la cepa
Sudafricana, nos enfrentamos a mayores problemas ya que estas nuevas cepas cuentan
con 22 y 23 mutaciones respecto al COVID-19 común. Todavía estamos investigando si las
vacunas actuales pueden hacer frente a estas cepas y si no es así como afrontarles ya que
son variantes más agresivas que el COVID 19 al que nos enfrentamos hoy en día.

Debido a estas nuevas mutaciones del COVID-19 y a las incidencias navideñas los expertos
estiman que estamos llegando a la tercera ola, por este motivo países como Reino Unido,
Francia o Alemania han endurecido las medidas de restricción para poder así controlar la
incidencia del virus. En el caso del Reino Unido han cortado todo transporte con el resto
de países para así frenar la propagación de la nueva cepa.

BIBLIOGRAFÍA

Pandemia del COVID-19 en España. En:
https://es.m.wikipedia.org/wiki/Pandemia_de_COVID-19_en_Espa%C3%B1a#Primeros_casos

Koury, Juan Miguel., y Hirschhaut, Miguel (23/03/2020). Reseña histórica del COVID19 ¿Cómo y por qué llegamos a esta pandemia? En:
https://www.actaodontologica.com/ediciones/2020/especial/art-2/

VÍDEO: https://www.bupasalud.com/salud/coronavirus

AUTORES: Diego Soto Pérez, Pablo Rivas de Nicolás. Grupo 12

image_pdfVersión pdfimage_printImprimir